Noticias

Noticias

Los cosecheros critican la compra de manzana fuera de la región

Juan Luis Poladura. / E. C.

El presidente de la Asociación en Defensa de los Cosecheros acusa a Tino Cortina de «no mirar por el futuro del fruto asturiano»

Miércoles, 12 diciembre 2018, 08:08

La enorme cosecha de manzana del año pasado finalizó con los llagares repletos y con los cosecheros protestando ante la plaza del Ayuntamiento de Villaviciosa. Un grupo que, para Tino Cortina, presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Sidra de Asturias, es tan solo «una minoría. Agitadores por naturaleza y que en realidad se han visto desamparados después de peregrinar durante años por un montón de llagares sin guardar fidelidad a ninguno». Estas duras declaraciones, realizadas en una entrevista concedida a EL COMERCIO, han caído como una bomba entre los protagonistas de aquellas manifestaciones y acusan al llagarero maliayo de «no estar mirando por el futuro de la manzana de Asturias».
Juan Luis Poladura, presidente de la Asociación en Defensa de los Cosecheros de Asturias (ADCA) -resultante de las protestas de 2017- ha calificado las palabras de Cortina como «inadecuadas e ilógicas» en un momento en el que la mesa de trabajo ‘Presente y futuro de las variedades de manzana de sidra en Asturias’, convocada desde el Principado, está trabajando para marcar las líneas de futuro del sector.
Poladura asegura que las manifestaciones del año pasado son el resultado de un problema que viene de lejos y que, en su opinión, no debería enfocarse en la vecería (alternancia de un año de mucha cosecha con otro de menos). «La vecería no es la culpa, es la disculpa. Solo luchamos por nuestro pan», asegura. Para el cosechero, el principal problema es la compra de manzana de fuera por parte de algunos llagares, en lugar de apostar por el producto asturiano.
El presidente de los cosecheros lamenta que «el futuro de Asturias lo tienen los llagares. Tenemos una gallina de los huevos de oro y parece que quieren perderla». Critica, además, la postura de Cortina, al que acusa de no defender el pan de todos los socios que forman la denominación de origen. «Muchos de los cosecheros que se manifestaron forman parte de la DOP. ¿Quién los defiende?», se pregunta.